miércoles, 2 de junio de 2010

Image and video hosting by TinyPic

Image and video hosting by TinyPic

Image and video hosting by TinyPic

¡No quiero enamorarme, quiero que se enamoren de mí!

6 comentarios:

David dijo...

Yo pensaba lo mismo y acabas por dejar a esa persona que se enamora de ti ....
Tengo una teoria, la pareja ideal no existe.... se enamoran de ti y tu no de él , otras veces te enamoras y él no se enamora .... y asi pueds estar años.. hasta que un dia coincide que te enamoras de quien se enamora de ti. Y punto.

ElenaNito dijo...

Es que sí...
Xq si no sufres el riesgo que no se enamoren de tí¡
Tu blog ha sido un muy buen descubrimiento¡

Aina dijo...

Quiero que me hagan sentir especial. Si eso es.

ElenaNito Gracias! ;)

Sr.Lobo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Sr.Lobo dijo...

Tambien enamorarte y no ser correspondido, y cuando abandonas, la otra persona empezar a sentir algo, cuando ya es tarde! Deberiamos sentir-hacer mas y pensar-escribir menos, es lo que yo intento hacer.

Octal dijo...

"La mayoría de tíos piensan que soy una desapacible con carácter áspero, una borde en mayúsculas en definitiva. Sólo de puertas para adentro puedo ser yo. Ahí afuera soy como una escultura hermética en composición cerrada y con gesto hierático."

Dime, ¿cómo piensas conseguir que se enamoren de ti si sólo enseñas el exterior?

Todo se reduce a un juego (bastante peligroso al principio, muy divertido cuando encuentras tus limites y le coges el truco): bien estas dispuesta a apostar, correr el riesgo de enamorarte tú y que te lastimen o bien prefieres encerrarte en ti misma y permanecer segura en tu mundo.

Pero tarde o temprano tendrás que salir. Y si lo piensas bien, si no lo intentas, tienes 100% de probabilidades de no conseguir nada. En cambio, si te arriesgas, es un 50-50 (vale, esto no es muy exacto estadisticamente... pero en fin).